Dominando la enseñanza remota. Introducción: dos tipos de enseñanza

21 · septiembre · 2020
Doug Lemov

Desde Aptus tenemos el enorme privilegio de poder compartir algunos posts del blog de Doug Lemov en los que él y su equipo de Teach Like a Champion comparten reflexiones en relación con distintas temáticas de enseñanza, literacidad, acompañamiento docente y práctica. Este es su primer post introductorio a algunos conceptos básicos de la enseñanza remota1, que permitirá alinearnos en un lenguaje común y también apoyará la reflexión en torno a lo que ya están haciendo los docentes desde sus casas.

Como probablemente sepan, ver videos de profesores en acción y compartir sus puntos brillantes es lo que nos encanta hacer a mí [Doug Lemov] y a mi equipo. Mientras que todo cambia, en términos de lo que se les pide a los profesores que hagan, creemos que sigue siendo útil observar a nuestros pares en acción y tomar prestadas algunas ideas.

Queremos enmarcar dos términos clave al hablar sobre enseñanza a distancia. La enseñanza remota puede ser de dos formas: sincrónica y asincrónica.

 

La enseñanza sincrónica ocurre cuando todos aprendemos al mismo tiempo, pero en lugares diferentes. Una clase por Zoom es un buen ejemplo de un ambiente de aprendizaje sincrónico; todos estamos en línea al mismo tiempo y los profesores nos hablan en vivo. La enseñanza asincrónica ocurre cuando aprendemos en lugares y tiempos diferentes. Enviar a los estudiantes una hoja de trabajo con problemas que puedan mandar devuelta es un ejemplo de aprendizaje asincrónico. También lo es grabar una clase que los estudiantes puedan ver cuando quieran.

En ambos casos, los profesores deben tener en mente tres ciclos:

1- Ciclo de responsabilización: queremos recopilar información para saber si los estudiantes están completando las tareas y poniendo atención a la información que se les envía.

2- Ciclo formativo: la primera respuesta a una pregunta será raramente suficiente. Los estudiantes necesitan comparar sus respuestas con las de sus compañeros para ver cómo lo están haciendo e incorporar ideas nuevas para crecer y desarrollarse. Las discusiones, el Mostrar sin aviso2 y el Gira y discute3 hacen eso en una clase típica. También queremos intentar dar estas oportunidades en un contexto a distancia.

3- Ciclo de CLC: como lectores de ‘‘Enseña como un maestro 2.0’’4, sabemos que CLC significa chequeo de la comprensión. La enseñanza necesita ajustarse al grado de entendimiento que los estudiantes tienen respecto a lo que el profesor acaba de enseñarles. Esto es aún más cierto y desafiante cuando se enseña de forma remota.

Creemos que una buena enseñanza a distancia requiere de una combinación de entornos sincrónicos y asincrónicos.

También pensamos que la enseñanza sincrónica es más difícil de implementar técnica y logísticamente; hacer que todos estén e inicien sesión al mismo tiempo no es fácil. A menudo se enfrentan a límites de atención, incluso los adultos tienen dificultades con reuniones en línea que duran más de una hora seguida. Pero el aprendizaje sincrónico también es realmente importante porque permite que los estudiantes y los profesores interactúen. Ver al profesor en línea y sentirse parte de una comunidad es muy importante para muchos de los estudiantes, sobre todo en este momento. El aprendizaje sincrónico también permite responder y evaluar en tiempo real, lo que es muy importante. El hecho de que todos estudien por su cuenta viendo videos y recibiendo tareas, planteará problemas importantes para muchos estudiantes y necesitamos otras herramientas para saber cuándo tengan dificultades.

Por el contrario, la enseñanza asincrónica es mucho más fácil de diseñar y ejecutar, lo que ahora es de mucha ayuda. Permite llevar a cabo mucha práctica y evaluaciones más complejas. Sin embargo, es una forma menos productiva para difundir contenido nuevo. Es unidireccional, sin ciclos de retroalimentación para evaluar el compromiso o el aprendizaje. Es probable que tenga resultados asimétricos.

Consideramos que el aprendizaje en línea requerirá de ambos. El balance dependerá del contexto y la edad de los estudiantes, el tema y quizás, sobre todo, el nivel de comodidad y competencia. En otras palabras, en este momento, mientras todo el mundo está intentando descubrir la enseñanza a distancia a medida que la ejecutamos, existe un argumento sólido de que la regla más importante es mantenerlo simple. No hay tiempo para aprender a balancear tres plataformas y dominar todas las características que tiene Google Classroom. Por ahora, lo más importante es desarrollar hábitos para que los estudiantes realicen un trabajo productivo en un mundo nuevo y hacer que se sientan conectados y parte de algo. Queremos construir una base, pero un poco de aprendizaje sincrónico también es fundamental, incluso si es solo para construir hábitos de participación en el proceso para poder aprovecharlos más adelante.

Pequeño recordatorio de que los estudiantes necesitan sentirse conectados con algo.

Siempre, pero en especial ahora…

 

Este post es posible gracias a la generosidad de Doug Lemov que nos ha permitido traducir sus interesantes publicaciones. Para acceder al post original en inglés haga click aquí.

 


Notas del traductor:

1 Doug Lemov y su equipo de TLAC transmiten toda su experiencia analizando videos de enseñanza remota y recomendando buenas prácticas en su nuevo libro Enseña a distancia, disponible en nuestra editorial Aptus.

2 Mostrar sin aviso es una estrategia de enseñanza que consiste en mostrar el trabajo de varios estudiantes en ciertos momentos de la clase para visibilizar distintas soluciones o procesos que están llevando a cabo.

3 Gira y discute es una estrategia de enseñanza que invita a los estudiantes a compartir sus procesos de pensamiento o respuestas con otros compañeros.

4 Puedes encontrar el libro Enseña como un maestro 2.0 en nuestra editorial Aptus.

 

Open chat
Necesitas ayuda?